¿Qué son las plaquetas?

Las plaquetas son fragmentos pequeños de células (megacariocitos) que son producidos en la médula ósea y que contienen enzimas y otras substancias biológicamente activas (mediadores). Su función es la de responder a cualquier daño a la pared vascular agregándose en el sitio de la lesión para formar un tapón plaquetario temporal y liberando su contenido a la sangre. Es un componente de la sangre que tiene una duración de 5 días al ser transfundida, es por eso que es tan importante su donación.

¿En qué casos es necesaria la transfusión de plaquetas?

Las plaquetas son transfundidas cuando al paciente no le es posible producir sus propias plaquetas, esto puede deberse a un tratamiento de quimioterapia o a la leucemia. Se utiliza esta transfusión también para casos en los cuales el paciente sufrió una lesión grave o una cirugía muy grande, con el objetivo de remplazar las que perdió.

Donando plaquetas puedes salvar 3 adultos o hasta 12 niños.

¿Cómo es el proceso de donación de plaquetas?

Para donar plaquetas el proceso es el mismo que la donación de sangre pero se hace por un método llamado aféresis. Es un tipo de donación en la cual sólo se puede extraer de forma selectiva uno o varios de los componentes de la sangre, devolviendo el resto al donante. La separación de los componentes se realiza mediante la centrifugación de la sangre en una máquina a la que el donante está conectado con un equipo completamente estéril y de un solo uso.